Sólo otro blog infame


Menú


Chicos trajeados

Jamás me he puesto traje y corbata, en toda mi vida, nunca se me ha planteado la necesidad y la verdad es que tampoco me muero de ganas de hacerlo. Pero lo que si se es una verdad universal sobre los chicos trajeados (entiéndase aquí como chavales de menos de 26 años), y es que dependiendo de como le siente la prenda a un chico se le puede clasificar en cuatro estilos posibles.

El fucker

Este es el que mola, lleva un traje molón y se siente molón, sabe llevarlo. Da igual que sea un muerto de hambre y para pagarse la corbata de nudo ancho haya tenido que dejar a su pareja con la idea de ahorrarse los gastos de las cenitas. Da igual porque su imagen dice lo contrario. El fucker es un triunfador, tal vez sea infeliz y en lugar de ser broker es un roñoso parado, pero cuando te deslumbra con el brillo de la hebilla plateada de su cinturón y la blancura de los cascos de su iPod que nacen desde su bolso de piel no puedes sino plantearte si aún sigues siendo hetero.

El paleto

Este es el más habitual. Lleva un traje de oferta (que seguramente compró para la boda de una prima de su pueblo) pero no se molesta lo más mínimo en intentar ir decente. Si su conjunto tiene chaleco lo lleva puesto aunque haga calor y tampoco tiene problema en acompañar su vestimenta con una mochila de colegio a sus espaldas, vamos, no una mochila de colegio cualquiera, sino la mochila que usó para tal fin. Se cierra tanto el nudo de la corbata que podría pasar por un torero o Chiquito de la Calzada y su brillante alfiler. El paleto no se desabrocha la chaqueta ni cuando se sienta, la espalda se le arruga a los cinco minutos de ponérselo pero tampoco importa mucho porque no suele plancharlo. Este chico es el que de tener que ponerse un smoking parecería un camarero. Le han pedido que vaya trajeado para mantener cierta imagen en su puesto de trabajo (aunque sea un programeta explotado en una “consultora”) pero él se empeña en destrozarla. Lo único malo es que no lo sabe.

El gordo

Directamente el traje no le cae, simplemente intenta abarcarle con mayor o menor éxito cual film transparente de bocadillo de colegio. Desconoce si sus chaquetas tienen botones porque jamás ha conseguido cerrárselas. A la media hora de sentarse en su puesto de trabajo la camisa se le empieza a salir y se le terminan viendo las lorzas. De currar en la tele habría sido Jordi Estadella pero por desgracia tiene que pasar sus horas en las oficinas de un banco.

El hijo

Este es mi favorito (y al que creo que pertenecería yo de verme en la situación). El hijo es aquel chaval delgadillo al que el traje le sienta como si se lo hubiera cogido prestado a su padre (que se jubiló el año pasado de su curro de ordenanza), todo le cuelga de mala manera y en el bajo de los pantalones se puede adivinar un dobladillo cutre. Su empleo puede ir desde dependiente pelmazo de El Corte Inglés a comercial de Tele2 (de esos que va de puerta en puerta tratando de engañar a inocentes amas de casa). Al llegar a casa se quita la corbata sin soltar el nudo porque no sabe hacérselo y no quiere volver a pedírselo a su madre. Se mete la mano en los bolsillos para buscar su billete de Metrobus y la pernera del pantalón ondea como una bandera. Si algún día prospera y se hace un traje a medida tendrá que pedir a su padre que vaya a medirse por él para no perder la costumbre.

Espero no tener que comprobarlo nunca.

# Idas de pinza, Tuesday, 18 de September de 2007 a las 20:09

19 comentarios, se nota que es gratis

  1. Te falta el macarra, el tipico con pelo cenicero, oros y zapatos que no son casi ni zapatos embutido en un traje que no le pega ni con cola.
    Que suerte que yo muy pocas veces tenga que llevar traje

    # glucko 18 de September de 2007 a las 20:41

  2. Te olvidas de los trajeados motoristas, los típicos que van con scooter y el maletincito de piel cual ministro fuera enganchado debajo del manillar.

    # Ryu 18 de September de 2007 a las 20:53

  3. Cierto, Ryu, si alguna vez tengo que llevar traje (Dios no lo quiera y me bendiga con un puesto que me permita ir vestido decentemente) creo que yo iría en ese apartado.

    # auster 18 de September de 2007 a las 21:01

  4. Este post es genial, pero en los gordo te ha faltado especificar los que lo llevan a medida, que por suerte nos podemos cerrar la chaqueta y no se nos sale la camisa por detras.

    # Alexliam 18 de September de 2007 a las 21:14

  5. Me da que en el único que encajo es en el primero. Dios, que horribles son los nudos estrechos, por favor.

    # listik 18 de September de 2007 a las 21:47

  6. Pero que bien les queda el traje a los que les queda bien, que parece que han salido a la calle a que les miremos.

    # ms. Tibbetts 18 de September de 2007 a las 21:50

  7. Que extraño! hoy mismo hemos hablado de ir trajeado a currar mis amigos y yo. Yo soy un firme candidato a perder un puesto de trabajo por ir trajeado. No me importa ir formal, pero NUNCA trajeado. Paso. Igual algun dia por algo importante, pero diariamente me niego rotundamente a ir a trabajar de traje.

    # carballo 18 de September de 2007 a las 22:03

  8. Ya he hablado sobre todo este rollo pero repito que ahora se ha desacreditado al traje, es casi una ropa de paria y por eso tu extraña introducción “Nunca me he puesto un traje”, como quitándote mierda de encima.

    Es como decir “nunca me he puesto un traje regional tirolés de hombre” (que es lo más denigrante que ha nacido de las tradiciones europeas). O nunca he pedido en la puerta de una iglesia.

    Indicaría de paso que en la inmensa mayoría de los trabajos de konsultor no es obligatorio el traje, lo que pasa es que esa gente tiene menos personalidad que los Teletubbies. La peores obligaciones son las que se impone uno mismo.

    # marmolillo 18 de September de 2007 a las 23:08

  9. También te falta lo que hago yo, que sería algo así como el caradura.

    Sólo me he puesto traje dos veces en mi vida y las dos he ido al Corte Inglés, he pillado su mejor traje, que dicho sea de paso son un poco cutres; he ido al apestoso bodorrio de turno y después lo he devuelto.

    Encima si lo pagas con tarjeta de crédito ni te lo llegan a cargar en cuenta nunca.

    # shevek 18 de September de 2007 a las 23:29

  10. No me puedo reprimir, soy un fucker en toda regla, y tengo pruebas.

    # ElGekoNegro 19 de September de 2007 a las 00:27

  11. Ay! que suerte que tengo que mi jefe me dice “ven cómo te salga de las pelotas, que estando cómodo trabajarás más que estando incómodo”
    Así que aprovecho a ponerme los vaqueros cuando no tengo muchas ganas de trabajar, y en chándal cuando hay prisas por terminar
    Y la verdad que ponerte a programar en chándal en el curro, es cómodo, cómodo, cómodo

    # Sadoc 19 de September de 2007 a las 09:04

  12. La cuestión del traje yo la veo fundamental si trabajas de cara a un cliente. Sobre todo en consultoras “masivas” (tipo Accenture, Deloitte, Price…) que cobran un pastizal al susodicho cliente por enviarte a sus “galeras”.

    Y la verdad es que yo me he puesto traje unas cuantas veces y creo que encajaría en el grupo “fucker” (salvo que los cascos de mi iPod son verdes, jejeje)

    Y coincido con lo del paleto: hay gente que por el mero hecho de llevar camisa se cree que va la ostia de elegante y olvidan su pelo cenicero, el hecho de que su camisa es verde, el traje morado y la corbata marrón. En estos casos, no sólo no se desabrocha la chaqueta para sentarse, sino que además lleva abrochados todos los botones (en especial si su traje es de esos modernos que hacen ahora con tropecientos botones, qué poco me gustan). Eso sí, ellos creen que podrían pasar por la jet-set de Mónaco.

    # El Duque 19 de September de 2007 a las 10:01

  13. Pues nada, por este blog ya he descubierto que:
    a) Soy un Maquero de Mierda™
    b) Soy un Trajeado Fucker!!(también piropeado in the street como GK)

    # ::Idaho 19 de September de 2007 a las 13:00

  14. Pues si te pusieras a analizar el pack traje+camisa+corbata… el catálogo se ampliaría considerablemente.

    # Rafa 19 de September de 2007 a las 13:51

  15. Sin duda, pertenecería al grupo de los Gordos, eso sí, con traje a medida, no estamos para ir dando el cante más de la cuenta. Pero como soy mayor de 26, casí que tampoco.

    # Jean Bedel 19 de September de 2007 a las 22:00

  16. Otro buenísimo! Enhorabuena. Me encanta el sarcasmo, la ironía y las comparaciones que yo nunca podré hacer.

    # Uno de la multitud 19 de September de 2007 a las 22:57

  17. Yo tuve que vestir uno, espero no caer en ninguna de las clasificaciones…. Como me haces reir….

    # ochoa 21 de September de 2007 a las 00:17

  18. De modo que para tener más posibilidades de seducirte debo vestirme con un traje fucker. Tomo nota.

    # Pijus Erectus 19 de January de 2009 a las 12:06

  19. …y tener menos de 26 años. Esto último es un poco difícil. ¡Hay!

    # Pijus Erectus 19 de January de 2009 a las 12:06